Author: Ayde Cristancho

En el marco del Congreso Iberoamericano de Telemedicina que se llevará a cabo en Bogotá, los próximos 30 y 31 de octubre, el Hospital Universitario Centro Dermatológico Federico Lleras Acosta hará el lanzamiento oficial de su nueva plataforma Tele Derma, un proyecto que se ha venido trabajando para ofrecer a los colombianos un servicio especializado en dermatología que rompa las barreras geográficas y llegue a zonas vulnerables y apartadas del país.

Las personas que vivan en estas regiones o municipios que carecen de dermatólogos tendrán la posibilidad de ser revisados por el especialista a través de equipos con tecnología de punta y un kit especial con el que cuenta la Institución, esto permitirá que, a kilómetros de distancia, el paciente pueda obtener un diagnóstico certero, efectivo y eficaz y se eliminen los prolongados tiempos de espera al momento de consultar al dermatólogo.

Este es un trabajo que se ha gestado desde la Dirección General de la Institución, liderada por la Dra. Claudia Marcela Rojas, que ofrecerá un gran aporte al país, reduciendo los costos que se pueden presentar en la prestación del servicio y evitando largos desplazamientos de los pacientes.

En su reciente visita a la Institución, el Ministro de Salud, Juan Pablo Uribe Restrepo, destacó el proyecto de Tele Derma, como uno de los avances más importantes que esta administración le presenta al país e instó a otras Instituciones a seguir el ejemplo que el Dermatológico Federico Lleras Acosta ha dado en estos 84 años de historia, en su objetivo de promover la salud cutánea de los colombianos.

 

La información y cifras oficiales que permite ver en la actualidad la Administradora de los Recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud, ADRES,  indicarían que algunas entidades del sector no están cumpliendo con las normas vigentes sobre integración vertical y porcentaje de giros directos. Así lo advirtió el Director General de la ACHC, Juan Carlos Giraldo Valencia, en el conversatorio sobre ADRES realizado el pasado 11 de septiembre por la Comisión Séptima de Senado.

No se está cumpliendo el artículo 15 de la Ley 1122 sobre control a la integración vertical. “Nosotros desde el gremio hospitalario público y privado, independiente, consideramos que ese atributo de independencia de los hospitales es lo que favorece la libertad de escogencia, la calidad, la seguridad, la autonomía de esas instituciones para darle un mejor resultado a los pacientes, es por eso que en ese momento, hace mucho años, se llegó a la decisión de que las EPS podrán contratar con su propia red máximo el 30% de los recursos que reciben para la prestación del servicio y el 70% restante para preservar la eficaz prestación del servicio en la red independiente” señaló el Director General de la ACHC.

Y explicó “¿Qué encontramos con la información de ADRES hoy? En el periodo de marzo a julio de 2018, Coomeva autoriza el giro a una sola entidad de su propiedad de entre el 17% y el 21% del pago de todos los servicios prestados y en su red  tiene 372 instituciones, cuando se suman los otros relacionados e inclusive algunos nuevos capitalizadores se supera el 30% de contratación con su red propia. Otro ejemplo es Medimás que en un solo prestador, en el primer renglón, autoriza el pago del 18% de todos los servicios que prestó, si se suman las otras entidades que vienen derivadas de Saludcoop, puede estar muy por encima del 30%.

Casos similares ocurren con SOS, que la primera entidad a la que autoriza girar se mueve en márgenes entre el 34 y el 57% y con Saludvida que se mueve en un 18 y un 33%”.

De igual forma la información del ADRES, permite identificar un posible incumplimiento de la extensión del giro directo en entidades del régimen contributivo que están bajo medidas de vigilancia especial o que no cumplen los estándares de permanencia, aprobada en la Ley 1608: “Hoy en virtud de la aplicación de esa ley hay 5 entidades: Coomeva, SOS, Medimás, Cruz Blanca y Saludvida. Lo que se aprobó aquí en el Congreso es que  entidad que entre en esa causal mínimo tendrá que estar en el 80% de giro directo, es una medida de protección para los recursos del sistema, un bypass que permite que la plata llegue directamente al que efectivamente prestó el servicio.

Las cifras muestran que Coomeva se mueve en un rango entre el 75 y 78%; SOS 77 y 78%, Cruz Blanca 79 y 80%, Medimás 79 y 80% y Saludvida 50 al 58%. Ustedes dirán que esos incumplimientos son desviaciones marginales, pues estas desviaciones marginales significan que unos recurso que debían llegar directamente a la red hospitalaria pública y privada, se quedaron en el lado asegurador. Aquí necesitamos respuesta por parte de ADRES, porque esas desviaciones representan $63.000 millones de pesos, solamente en estos últimos meses analizados”, señaló el Director de la ACHC, Juan Carlos Giraldo.

Giraldo pidió que la ADRES explique qué está haciendo con la información “nosotros creemos que la debe trasladar a los competentes, es decir la información no puede ser una anécdota estadística, la información tiene que servir para tomar decisiones. Esto que estamos mostrando Adres tiene que trasladarlo, si no lo ha hecho, a la Superintendencia Nacional de Salud que es la competente”.

Además señaló, “es preocupante que aquí la problemática parece circunscribirse a los contenidos del No plan de beneficios de salud, pareciera que todos los problemas son esos y que si se soluciona esto se acaban las dificultades del sistema de salud, eso no es cierto. No puede ser que aquí se piense que una afectación de máximo 15% de los recursos daña el 100%, nunca el 15 será más que el 100”.

El director de la ACHC pidió a los congresistas legislar para llegar al giro directo universal en el régimen contributivo y señaló que la propuesta del Presidente Iván Duque de una ley de punto final debe tener dos páginas: la primera el rescate financiero del sector salud y una segunda página la reforma integral y estructural al sistema, que evite que en 2 o 3 años nuevamente estemos buscando mecanismos para resolver problemas financieros. Se tienen que cambiar las estructuras para que el sistema sea funcional y no repitamos esta historia.

Ver intervención completa

Desde hace más de 15 años, la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas, ACHC, ha observado el comportamiento del sistema de salud y ha alertado a la opinión pública en general y al sector salud sobre el paulatino deterioro del mismo, por lo que se puede afirmar que en el momento actual se requiere una reforma profunda.

A partir de este riguroso seguimiento la ACHC elaboró el documento Revolución del sistema de salud que de manera gráfica en su primera parte presenta la “Visión” del actual sistema de salud a partir de los principales indicadores en cobertura, sostenibilidad financiera, resultados en salud y las métricas que arrojan las diversas mediciones del actual sistema de salud colombiano.

La segunda parte del documento aborda los temas que generan “Debate” y  causan preocupación en el sector salud, ya que a ellos se les atribuyen las dificultan en el funcionamiento del sistema y en consecuencia faltan garantías para el goce efectivo del derecho a la salud.

Con este análisis, en la tercera parte, la ACHC presenta una propuesta para generar una  Revolución del sistema de salud colombiano, que expone los cambios estructurales que se deben dar respecto a la Gobernanza, el Aseguramiento, la Financiación, la Prestación de servicios, Tecnología, Información y Recurso Humano, que permitan alcanzar resultados óptimos en la salud de los colombianos.

Finalmente, se propone el camino a seguir para hacer esta Revolución al Sistema de Salud colombiano, reiterando que esta agenda debe ser prioridad en la agenda del Gobierno nacional, que como lo señala la propuesta, se trata de construir sobre los logros alcanzados con un cambio profundo pero sencillo.

Consultar documento