Marco ético

Introducción

 

En un momento en que los hospitales y clínicas del país y en general el sistema de seguridad social en salud colombiano atraviesan por una crisis que trasciende los estrictamente financieros y de gestión, y están generando en el sector de comportamientos que contradicen la misión, Los valores Y principios de la Asociación, su junta directiva se propuso hace ya varios meses formular los principios que orientan lo que hacen de la Asociación y de sus afiliados.

La tarea no fue fácil, en especial para los integrantes de la comisión encargada de elaborar el texto inicial que luego se consideró una consideración de los miembros de la junta directiva. Los doctores Iván Darío Vélez Atehortúa y Jorge Luis Jiménez Ramírez, así como el miembro honorario y ex presidente de la ACHC padre Jaime Salazar Londoño, SJ, se dedica durante unos meses a elaborar el documento. Para ello, revisar bibliografía diversa y se apoyó en los códigos de ética de la Asociación Americana de Hospitales y de algunas concesiones y empresas de reconocido prestigio e idoneidad moral. Consultado como connotados profesionales universitarios de ética, como médicos y administradores hospitalarios de larga experiencia y sólidos principios,

El texto fue entregado en cada uno de los miembros de la junta directiva, los cuales durante varias de sus cesiones analizaron y hicieron sus aportes hasta consolidar los PRINCIPIOS ÉTICOS DE LA ACHC, que fueron aprobados y adoptados formalmente por la junta directiva, y que sean La Guía para el análisis de los casos en cada ocasión, tanto de la Asociación como de sus respectivos miembros.

La Asociación y su junta directiva esperan que este marco ético contribuyen al desarrollo del sistema dentro de lineamientos éticos.

 

Valores y enunciados:

Aspectos filosóficos

La ACHC, consciente de su responsabilidad social, de sus compromisos éticos y de su liderazgo gremial, ha definido un conjunto de valores y principios que deben orientar y guiar a las instituciones asociadas y las personas que la administración y dirigen, de tal manera que exista Una coherencia clara entre sus enunciados filosóficos y las actitudes y comportamientos reales en la vida práctica.

Su axiología es plasma en este conjunto de valores y principios que ayudan a entender la razón de ser y de obrar de la Asociación y su relación con las instituciones que componen y con los diferentes interlocutores.

La inspiración de axiología, la motivación y dinamizar su actuar en la búsqueda del apoyo mutuo y del bien común.

El ámbito social de nuestra institución se encuentra demarcado por el ser humano, la persona para quien trabaja; En todas sus formas organizativas, las instituciones asociadas tienen que ver fundamentalmente con el servicio a la vida, a la salud, el bienestar y la muerte. No manipulamos la materia para transformar en algo el producto de la ganancia, sino que se nos confían el cuidado, la promoción y la preservación de la vida.

Puesto que nuestros asociados trabajan con seres humanos y seres humanos, pensamos que todo ser humano tiene una dignidad especial que merece respeto; El comienzo, su evolución temporal y su determinación es lo que llama vida, salud, enfermedad y muerte. Nos esforzamos por promover que la vida transcurra dentro de un entorno de bienestar.

Una sociedad pluralista como la nuestra, los asociados pueden optar por diferentes formas organizativas y por diversos objetivos legítimos, pero todos coinciden en el respeto por el ser humano a quien sirven y en la aceptación de sus derechos fundamentales entre los cuales están el derecho a La vida, a la salud, la información adecuada y su consentimiento, su autonomía, su libertad de creencias religiosas y la facilidad para la ayuda que requiera, especialmente en el momento de la muerte. Así mismo, respetamos y protegemos el derecho a la intimidad tanto en el trato personal como en el manejo de la información y en la reserva profesional que corresponda.

Enunciados fundamentales

La Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas:

  1. Reconoce que la vida es una dama que recibe el ser humano, y que los hospitales y clínicas tienen la misión de cuidar la salud como un medio para que el ser humano pueda vivir y morir con calidad y dignidad y cumplir su tarea en el mundo.
  2. Sabe que la vida es un derecho fundamental del ser humano y como tal la naturaleza, cuida y defiende.
  3. Reafirma la dignidad del ser humano al cual reconoce como ser autónomo, sujeto de deberes y beneficiario de derechos, sin discriminación alguna.
  4. Sabe que el ser humano está en sí mismo y no un medio, y así lo reconocen los directivos, los colaboradores, los proveedores y los usuarios de su servicio.
  5. Sabe que la muerte es parte de la vida del ser humano y la aceptación como un hecho natural al que se debe llegar de manera digna, después de que el anteponer solamente los recursos proporcionados.
  6. Vela por el respeto que merece el cuerpo humano, aún después de su muerte.
  7. Sabe que la libertad es inherente al ser humano y por el derecho de preconizar y defiende su derecho de libre escogencia frente a las instituciones y personas prestadoras de servicios de salud.
  8. Respeta la autonomía del enfermo y en consecuencia considera el consentimiento informado como una de sus principales manifestaciones que tiene que buscar y acatarse siempre.
  9. Respeta y acoge el derecho que tiene el ser humano de estar acompañado por sus seres queridos, tanto en la salud como en la enfermedad y en el momento de su muerte.
  10. Sabe que la intimidad de las personas tiene que respetarse y protegerse.
  11. Defiende el sigilo, la prudencia en el manejo de la información y el secreto profesional como pilares fundamentales de la actividad asistencial.
  12. Defiende la política de prestación de servicios proporcionados y por eso no acepta el encarnizamiento terapéutico.
  13. Defiende el trabajo digno como derecho de todos los hombres y el medio para su crecimiento personal, desarrollo de su creatividad y proyección social.
  14. Respeta la libertad de cultos y el derecho de todo ser humano a una asistencia espiritual permanente, de acuerdo con sus creencias.
  15. Reconoce que la familia es la base de la sociedad y la constitución, la estabilidad y la solidez.
  16. Acción y preconiza la verdad como su línea de conducta y la de sus afiliados.
  17. Ve en la justicia el regulador imprescindible de las relaciones sociales.
  18. Reconoce que el respeto es el valor fundamental para las relaciones éticas y armoniosas entre los seres humanos.
  19. Rechaza cualquier modalidad de corrupción y considera el contrabando, el robo la concusión y el soborno como enemigos absolutos de la estabilidad social.
  20. Declara que su compromiso máximo con Colombia.
  21. Respeta la dignidad y la soberanía de la patria, defiende el sistema democrático y sabe que está regido por el marco legal colombiano, el cual acata plenamente.
  22. Reconoce y respeta las autoridades legítimamente constituidas y colabora con ellas mediante el suministro oportuno de la información que redunde en beneficio de la colectividad.
  23. Favorece el derecho de asociación que se inspira en valores y principios éticos y constitucionales, y promueve la participación de sus asociados en las decisiones de la Asociación y en la búsqueda de solución en los problemas del sector salud.
  24. Tiene un plano de igualdad y las instituciones afiliadas a la Asociación.
  25. Entiende que la prestación de servicios de salud debe ser racional en costos y equitativamente remunerativa, pero ajena a la especulación.
  26. Acepta la competencia comercial practicada con ética, lealtad y señorío, y la recarga de los abusos de la posición dominante.
  27. Propende a sistemas de contratación que respeten el equilibrio entre las partes intervinientes y que procuren la equidad, la calidad y la eficiencia para el sector.
  28. Reclamos los manejos desleales y deshonestos como las guerras de tarifas y salarios, los acuerdos de tarifas, la demanda inducida, la autorregulación de pacientes directos o la camuflada y los reimpresiones no éticas para atraer o favorecer contratos de personas naturales o jurídicas.
  29. Rechaza el pago de comisiones o dádivas derivadas de la remisión de pacientes.
  30. No acepta la dicotomía en la prestación de servicios de salud y promueve una reglamentación de la intermediación que se ajuste a principios éticos y agregue valor en la atención.
  31. Propende a relaciones respetuosas, cordiales y efectivas entre los diferentes actores del Sistema Colombiano de Salud: gobernantes, aseguradores, asegurados, proveedores, prestadores y usuarios.
  32. Sabe que el conocimiento, la capacitación y la gestión de los recursos humanos esenciales para la correcta prestación de servicios asistenciales y por lo que los usuarios al máximo.
  33. Creación en las bondades del mejoramiento continuo y por la preconiza y el favorece.
  34. Respeta los mecanismos de acreditación y definición de los niveles de atención de las clínicas y hospitales y la propicia dentro de un clima de honestidad, para que cada institución se ocupe de lo que sabe y puede hacer correctamente en beneficio de sus usuarios.
  35. Encuentra en la documentación y la responsabilidad social que debe favorecer entre sus afiliados.
  36. Apoya la investigación y defiende el uso racional de la tecnología respetando siempre los derechos del ser humano y protegido de cualquier daño prevenible.
  37. Reconocimiento de que el personal de salud es esencial para la tarea de las entidades asistenciales; Por eso procura su continuo mejoramiento humano y académico y busca elevar constantemente su nivel de conciencia personal y profesional frente al enfermo, su familia, las instituciones y la sociedad.
  38. Propicia un clima de autonomía en el ejercicio médico, ajuste a las normas legales y las buenas prácticas profesionales.
  39. Rechaza toda en la exterior que somete a los condicionamientos económicos a la calidad del servicio y al beneficio del paciente.
  40. Propende a la contratación de personal de salud que llene los requisitos de formación y que garantice la calidad de la atención de los pacientes.
  41. Encuentra en la naturaleza un patrimonio de todos los seres humanos en el que hay que respetar, proteger y mejorar, y incentivar a sus afiliados para que no haya foco de contaminación.
  42. Propicia y defiende la bioseguridad que requiere el personal de salud para su ejercicio laboral y del paciente en su proceso de atención.
  43. Experiencia especial frente al agua, como elemento necesario para la vida. Por eso propicia las acciones para favorecer las fuentes de agua, mejorando sus sistemas de purificación y transporte, evita su contaminación, educa sobre su uso racional y el buen manejo de las aguas servidas.
  44. La ACHC entiende este conjunto de valores como un marco conceptual básico para sí y para cada una de sus instituciones afiliadas, las cuales lo aceptan para formalizar su ingreso a la Asociación.

Junio ​​de 1999